Políticas culturales

Imagino que a más de una y uno este vídeo, BIACS – PUAGS, le pondrá una sonrisa en la boca.

Copio y pego de Zemos98: “El videoclip fue creado como himno de la PRPC, la Plataforma de Reflexión sobre Políticas Culturales, con motivo de la celebración de la 2a Bienal de Arte Contemporáneo de Sevilla. Explica porqué ha sido criticada la Bienal.” Aspecto que puede generalizarse a la política aplicada en el resto de España, por supuesto.

Plenitud de la campaña electoral

SIN PALABRAS, LÉANLO USTEDES MISMOS. Copio y pego de la Revista El Observador:

Cachondeo generalizado en Internet ante la propuesta de la candidata del PP al Congreso, Celia Villalobos, de hacer “autopistas de agua utilizando toda el agua de Málaga sin que ninguna vaya al mar”

“Que el agua circule cuesta arriba, con Rajoy es posible… como los peces no votan… ¿con estas ideas nos admitieron en Europa? …el ciclo del agua se aprende en EGB…”

21/02/08. Sociedad.

Más cachondeo que indignación ha provocado la propuesta de la candidata por Málaga del PP al Congreso de los Diputados, Celia Villalobos, de hacer “autopistas del agua” en la zona occidental de la provincia de Málaga subrayando que “hay que utilizar toda el agua de la provincia, sin que ninguna vaya al mar”.

EL OBSERVADOR consultó ayer la cascada de comentarios de los internautas ante las intenciones de la ex ministra de Sanidad. No falta el sarcasmo (“¿no es más rápido lanzar bombas de hidrógeno sobre España? Es que a mí la muerte lenta no me va”), el asombro (“hasta yo sé lo que es el ciclo del agua; esto lo deberían haber aprendido en 3º de EGB”) y el consejo (“es mejor callarse y parecer tonto que hablar y despejar todas las dudas”), a los que hay que añadir un aluvión de intervenciones que recuerdan que “el agua no se pierde en el mar”.

En el popular portal español http://meneame.net/ se pueden consultar estos y otros comentarios. “DECIR que el agua que no se usa se pierde en el mar es un anacronismo propio de gente interesada, inculta en el sentido profundo de la palabra”, subrayaba el presidente de la Fundación Nueva Cultura del Agua (FNCA), Leandro del Moral, en una entrevista con EL OBSERVADOR en la que explicaba “que ya sabemos de las funciones de los sistemas ecológicos y de la complejidad y diversidad de funciones de las aguas de los ríos manteniendo riveras, paisajes, identidad, alimentando acuíferos, aportando sólidos, manteniendo dinámicas litorales y aportando nutrientes. Por otra parte, para impedir que este agua llegue al mar hay que intervenir sobre los ríos regulándolos, rompiendo y fragmentándolos, derivándolos, o sea, que no sólo se extrae agua sino que también se destruyen o reducen estas funciones porque hay que hacer labores de cirugía al río: amputaciones”.

UN razonamiento que no cuadra con las intenciones de la candidata por Málaga del Partido Popular al Congreso de los Diputados, Celia Villalobos, quien anunció el pasado lunes en rueda de prensa una propuesta para “utilizar toda el agua de la provincia, sin que ninguna vaya al mar” mediante la creación de “una autopista del agua”.

UNA noticia que se colgó en http://meneame.net/ y que no ha dejado indiferentes a los internautas que dejaron una cascada de comentarios de todo tipo -críticos, sarcásticos, indignados, insultantes, socarrones…- frente a las intenciones de la ex ministra de Sanidad de Aznar. Por ejemplo: “una oda al desarrollo sostenible”, “así de paso compensamos la subida del nivel del mar por la fusión de los casquetes polares”, “gracias a la capa de agua dulce que los ríos depositan en el mar se ‘ayuda’ a que las medusas no se acerquen tanto a la costa”, “así podrían machacar la desembocadura de Guadalmar y construir unos pisitos”, “parece que volvemos a la época de Paco Piscinas”, “hay que ver lo ignorantes que son algunos. Lo que propone, además de imposible, es destruir los ecosistemas”, “siento vergüenza ajena constante. Y no sólo por la ‘lumbreras’ que propone cosas así, sino por el rebaño que la aplaudirán”, “las animaladas que tenemos que aguantar en época electoral”, “¿pero esta gente ha ido al colegio?”, “si a los peces les sobra el agua, ¿para qué la van a querer?”…, entre otros.

Criticar por criticar o no

La envidia es un arma blanca (nunca mejor dicho), pero arma al fin y al cabo. De ella nace la inefable ansia de crítica destructiva que ronda por los alrededores y, no podemos negarlo, dentro de uno mismo. A veces, es mera crítica friki y facilita un tiempo de chufla de lo más divertido con los amigos (criticando a los que no están, por supuesto); otras, criticando a los otros (los que no son nuestros amigos más íntimos); las más, desmenuzando al resto (a los que ni siquiera conocemos).

Tampoco podemos negar que la crítica es multidisciplinar (qué moderna ella!!!), pues hace que nos creamos capaces de esbozar opiniones e incluso teorías sobre las más variadas temáticas, desde cine a música, pasando por teatro o arte (cómo olvidar la lucha de egos en ARCO). Tanta lucha de egos que un tropezón ha provocado la ruptura de una obra de arte de Francesco Gennari en la “súpermega” feria de arte. Según comenta Público (permítanme la licencia), “una de las mujeres (apartadas por los de seguridad del séquito real) no miró hacia atrás y pisó por accidente un cristal negro situado frente al espacio de la galería alemana Rüdiger Schöttle, a diez centímetros del suelo. El cristal se quebró. Sólo que el cristal era una obra de arte firmada por el artista italiano Francesco Gennari valorada en 18.000 euros”. Pa’ fliparlo! El seguro de IFEMA no cubre el despropósito, imaginamos que el de la galería sí.

Bueno, guay, pero hablábamos sobre la envidia… Huy, perdonen, me he puesto a criticar y se me ha ido la pinza. En fin, resumiendo (al menos, por hoy): ser objeto de envidia no es malo en sí mismo, salvo cuando se sufren las consecuencias más negativas e injustas de la misma (la crítica destructiva, el pisotón, el “poner la pierna encima”, la zancadilla…). Por no hablar de cuando una misma es la que envidia (palabra fea donde las haya) y es que yo prefiero la admiración a la envidia, señores.

Eurovisión / Baila el chiqui-chiqui

Hace un par de días me quedé sin palabras, con muchas carcajadas y ojos vidriosos de tanto reír. Fue gracias a uno de mis programas de siempre, de todos los días, y a esa canción que se supone presentan a Eurovisión este año. La interpreta uno de los actores que “está de guardia” (quien vea Buenfuente lo entenderá; quien no, pues lo siento pero no voy a ponerme a explicar lo entrecomillado). Para que flipen un poco más, si es que eso es posible, les diré que la música es de Pedro Guerra y la letra de Santiago Segura. O eso dijeron… Creerlo es difícil, pero en días tan bizarros como los que estamos viviendo, nunca se sabe.

Disfrútenlo, como yo lo hice, es “Baila el chiqui-chiqui”.

¿Alguien conoce alguna guitarra con vibrador? ja ja ja ja ja ja

De mal humor

Yo no me quiero enfadar, ni vivir enfadadada, pero es que el mundo me enfada. Eso es algo que escuché (en versión masculina y guiri-español) en Radio3 hace unos días. Me lo apropio, es mío desde hace ya algunos meses y creo que hasta se me nota en la cara. Miren la imagen, si no me creen.


Fuente: Mark Ryden (http://www.markryden.com/)

Me gustaría no mosquearme y tomarme las cosas menos a pecho, pero no puedo aceptar que la peñuza entre a matar cada vez que puede. Fuerza intrauterina, egoísmo exacerbado, pasotismo iletrado, nepotismo irracional, ética desnortada, neuronas descoordinadas… ¡Que les corten la cabeza!, como diría la reina de corazones de un conocido cuento.

P.D.: ¿saben lo que me dado buen rollito hoy? Cantar al pie de la letra (me la hace llegar una de mis amigas preferidas) “You must have fallen from the sky”, una de las canciones de la película “Once” que onlyou ha colgado en su blog (http://vivirnoesbeverlyhills.blogspot.com) y que yo paso a colgar asimismo en el mío, que es éste:

Si quieren, como yo, cantar al pie de la letra y relajarse un poquito, la encuentran en http://blog.mccannta.com/mccannta/2007/06/you-must-have-f.html

De cine_La pasión de Juana de Arco

Me levanto (tarde) y no hay trabajo urgente. Ayer aceleré todo lo que pude con lo “obligatorio”, que es también un placer.

Así pues, sin prisas por delante, me dispongo a hablarles de una película ya clásica, “La pasión de Juana de Arco” (1928) de Carl Theodor Dreyer (1889-1968). Sorprendentemente, el cineasta y guionista danés realizó tan gran trabajo por encargo de la Société Genérale des Films. ¿Por encargo? Sin embargo, el resultado final es de una gran belleza plástica, tanto que es considerada una de las obras maestras del séptimo arte. Se la recomiendo fervientemente.

La encontré en el emule (todo hay que decirlo) y en muy buenas condiciones (impresionante la banda sonora de Richard Einhorn). Se trata de una película muda (por lo tanto, bandas sonoras cambiantes en función de la edición), en blanco y negro, bajo el influjo del expresionismo y la alquimia sucesiva de primeros planos que retratan el sufrimiento de la joven Juana (interpretada por una actriz con pinta de bollera y guapísima, Renée Falconetti) condenada y ejecutada allá por 1431 (no me reprochen que les desvele el final, ya que es de sobra conocido). Es más, como todos saben, Juana de Arco murió por Dios y por Francia, por lo que en pleno siglo XX fue canonizada.

En su trayectoria como realizador, fue antes “El amo de la casa”; luego vendrían “Vampyr”, “Dies Irae”, “Ordet” y “Gertrud”, entre muchas otras de visionado obligatorio. Son de las que dejan huella (tensan el corazón) e imágenes indelebles en nuestra frágil memoria, pero también de las que impregnan el trabajo de muchos otros, dignos sucesores como Ingmar Bergman (considerado aburrido por algunos y, en ocasiones, protegidos por el manto de lo innegable).

DATO CURIOSO sobre “La pasión de Juana de Arco”: “Durante décadas se pensó que la película original había desaparecido en un incendio, pero en 1981 fue encontrada, milagrosamente, en una institución mental noruega.”

P.D.: por cierto, la banda sonora de este vídeo no es la mencionada más arriba, pero si algún sabio meló(n)mano me lo supiera decir, sería estupendo.

Arrabal me lo recuerda

Hace unos días le propuse una entrevista, vía e-mail, a mi sujeto de devoción (no mariana), Fernando Arrabal. Me responde extensamente bajo el influjo de Proust y el movimiento Pánico.

Sus respuestas me abren lo ojos, los oídos y cada poro de mi piel. No sigo su trabajo (lástima), pero sí a su persona.

Jugar con la vida (sin morir en el intento) es divertido y exprime la naranja jugosa del árbol (de la vida). Hay más naranjas y más árboles, ¿hay más Arrabales juguetones? Me temo que no, pero deja escuela y palabras que perfilan ríos de tinta todavía por explorar. Sigue con sus obsesiones de hace años (censura, patria, Franco, teatro, la borrachera patafísica…) y yo con las mías.

“Ni quito ni pongo rey, sino que me sirvo a mí que soy mi señor”. Sancho dixit y Arrabal me lo recuerda.

Imagen: Chumy Chúmez.