Domingo de remember_Bigas Luna_entrevista

Imagen_Óscar L. Tejeda

El titular lo dice todo: toca recordar. La ocasión la pintan calva (el cineasta participa en el Pabellón de España de la Expo 2010) y recupero aquí una entrevista que le hice para la sección En esto creo de la revista Esquire. Fue publicada en diciembre de 2007. Recuerden que en esta sección no aparecen las preguntas del periodista, sólo las respuestas del entrevistado.

DECLARACIONES DE BIGAS LUNA, CINEASTA, BARCELONA, 1946

Llegué al cine por dos caminos diferentes. Uno, a través del vídeo arte; otro, porque siempre, desde niño, me ha encantado contar historias. Todavía sigo siendo ese niño al que le gusta contar historias y que me las cuenten.

Nunca he intentado abandonar el mundo del cine. Es un medio que tiene cosas maravillosas y cosas espantosas, pero me nutro de las primeras. Hay cosas que me fastidian, sin duda, pero lo que me atrae es el hecho de poder convertir a una persona en un personaje y a ese personaje en una estrella. Todo ese proceso de creación o de trabajo con un ser humano me fascina. Es más, creo que a los actores este proceso de cambio les gusta, es un juego en el que encuentro una gran colaboración por su parte.

Me gusta contar historias sobre la vida y que, incluso, den ganas de vivir. Soy un vitalista. En el mundo creo que hay “necrofílicos”, a los que les gusta la muerte y “biofílicos”, a los que les gusta la vida. No hace falta decir que yo soy de los segundos. La vida y el ser humano son mis herramientas de trabajo.

No entiendo mi cine sin la mujer. Para mí la mujer es un motor, una energía para la creación. Tampoco entendería mi cine sin sexualidad.

La experimentación en mi trabajo ha sido una parte importantísima. Me considero un experimentador nato. La creación es riesgo, es experimentación. El tipo de trabajo que a mí me interesa es el que prueba cosas distintas, el que busca nuevas fórmulas. Me excita muchísimo. Me gusta.

En mi filmografía hay diferentes épocas. “Bilbao”, “Angoixa” y “Caniche” son de primera época y es un cine mucho más negro, más Bigas que Luna, tiene más vena, es menos sensual y mucho más duro.

Hay una película clave en mi trayectoria, “Lola”, que interpretó Ángela Molina. No se ha visto mucho, pero para mí es esencial ya que me abre a la sensualidad. Con ella empiezo a entender, además, el desarrollo de personajes. Hasta “Lola” todo mi cine iba a la cabeza, a partir de ahí empieza a entrar también por el estómago y la piel. Mi cine se va abriendo y yo me abro al mundo. Así llegan “Jamón, jamón” y el resto de mis películas.

La pintura, la fotografía o la literatura son elementos de inspiración para mi cine. Seguramente, si no pintara, sería diferente.

“Yo soy la Juani” es un experimento. Pretende ser una película con mecanismos del siglo XXI y con cánones del mundo digital. Presenta una narrativa diferente, con unas fórmulas de producción distintas y es, realmente, un proceso de investigación. Es más no tuvo material promocional, sino una dirección web, y fue pensada para dividirla en doce partes y pasarla por Internet.

Soy un fan las nuevas tecnologías. De hecho, soy un gran admirador del Notodofilmfest.com, un festival de cine pionero en Internet del que este año soy el director. Creo que es una iniciativa magnífica. Con ellos hice “Collar de moscas”, mi primer corto para la Red y del que me siento muy orgulloso.

El año que viene empezaré a rodar “Juani en Hollywood”. El guión está terminado, pero el rodaje será más complejo, ya que parte de la película se llevará a cabo en Estados Unidos.

El cine español es un cine muy creativo. Más, incluso, que el francés o el italiano. Pero, desde el punto de vista industrial, todo el mundo se queja.

Creo que las películas españolas sí interesan al público español. El público español quiere identificarse y verse reflejado en las historias que se cuentan y eso lo consigue el cine español. Como también lo consiguen el cine francés o el alemán con su público. Eso no quiere decir que no se traten temas universales.

Para mí el cine es mucho más que las salas de cine, es algo más grande. Hoy también existen las salas de cine virtuales. Estamos en una etapa de transición y vivimos un momento que puede calificarse como la Edad Media del mundo audiovisual. Los grandes señores feudales son las grandes compañías de telefonía móvil.

—————————————————————-

Bookmark and Share

—————————————————————-

Anuncios

2 comentarios

  1. Aquel maravilloso año!!
    http://myfxadvice.com investment company</a ?

    • Pozí ;)


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s